RINOPLASTIA

Cirugía de nariz o rinoplastia

La Rinoplastia o cirugía de nariz es un procedimiento quirúrgico empleado para modificar la forma de la nariz.

La nariz ocupa una posición central en la cara, por lo que es el elemento más visible y que confiere un rasgo característico esencial.  El objetivo de la Rinoplastia es conseguir una nariz integrada dentro del resto de la cara, para proporcionar una expresión agradable y armónica.

La Rinoplastia se realiza no solo con fines estéticos, sino también para corregir problemas respiratorios, secuelas de traumatismos y problemas congénitos.

 

Antes de la Cirugía de Nariz o Rinoplastia.

El Doctor Roberto Prado valorará las características propias de su nariz y debe discutirse cuál es el rasgo que usted desea corregir, el dorso de su nariz, la punta nasal, la anchura nasal, etc. A la vez, se evaluará su estado general de salud.

 

Cirugía.

La Rinoplastia o cirugía de nariz se realiza en pabellón, bajo anestesia local y sedación o bajo anestesia general. Es necesario permanecer ingresado en la clínica durante 24 horas.

La Rinoplastia suele tener una duración entre 1 a 2 horas.

Tras la cirugía, se coloca un yeso nasal que ayuda a mantener la forma de la nueva nariz y unos tapones nasales para evitar el sangrado y estabilizar el tabique.

 

Después de la Cirugía.

Las principales molestias después de la cirugía serán inflamación  de la cara y nariz, congestión nasal y equimosis (moretones) en la zona de la nariz y ojos. Estos dos últimos tendrán una duración aproximada de 2 a 5 días. La inflamación comenzará a desaparecer de manera progresiva.

Los tapones se le retirarán a los 4- 5 días y el yeso a los 7 días. Tras una semana suele ser posible la reincorporación al trabajo, sin embargo, deben evitarse las actividades que requieran esfuerzo físico hasta que no hayan transcurrido varias semanas.

 

Riesgos.

La Rinoplastia o cirugía de nariz es un procedimiento quirúrgico que no suele presentar complicaciones de importancia. Sin embargo, como toda cirugía, no está exenta de riesgos como infección, sangrado o problemas con la anestesia.

 

Resultados.

Tras la Rinoplastia o cirugía de nariz existe inflamación de la cara y nariz y debemos esperar varias semanas para valorar los resultados. La recuperación es progresiva y durante unos meses puede permanecer un mínimo de inflamación, por lo tanto, hasta aproximadamente unos 6 a 9 meses, no se puede considerar el resultado como definitivo.

 

Rinoplastia

¿Necesitas una evaluación?

Solicita tu hora

AGENDA AQUÍ